SFT > 新闻 > Ayudas de la nueva ley de autónomos – SFT Consultores

Ayudas de la nueva ley de autónomos – SFT Consultores

DENTRO

El miércoles 11 de octubre se aprobó la proposición de Ley de reformas urgentes del trabajo autónomo, que supone una mejora de la situación de los trabajadores por cuenta propia. Algunas de las medidas contempladas en esta nueva ley, las cuales entrarán en vigor el 1 de enero de 2018,  son:

  • Ampliación de la tarifa plana de seis meses a un año: se podrán acoger a esta nueva medida,  que implica el pago de 50 euros mensuales de cotizaciones sociales, los nuevos autónomos o aquellos que reanuden su actividad tras dos años de haberse dado de baja. Además, los empresarios menores de 30 años, y las mujeres, hasta los 35 años, disfrutarán de esta ventaja durante tres años.
  • Segunda oportunidad: en el caso de haber cesado la actividad y una vez pasado los tres años, los autónomos que vuelvan a emprender un negocio podrán acogerse a la tarifa plana. 
  • Ayudas de cuotas sociales para los que continúen la actividad: si la continuidad del negocio depende de la Seguridad Social, las ayudas se extenderán a dos años, de la siguiente manera: después de pagar 50 euros mensuales durante un año, en los siguientes seis meses, el Gobierno subvencionará el 50% de la cotización correspondiente, y al 30%, durante los últimos seis meses. Por otra parte, los discapacitados, las víctimas de terrorismo y violencia de género pagarán 50 euros durante el primer año de la actividad, si optan por la cuota mínima, o se les aplicará una reducción del 80% durante el primer año, en el caso de elegir una cuota superior.
  • Ayudas compatibles con la contratación de asalariados: el autónomo mantendrá las ayudas en las cotizaciones sociales y la tarifa plana, aunque contrate asalariados. Si los contratos son indefinidos, la bonificación de las cotizaciones sociales será total.
  • Reducción de recargos por impago a la Seguridad Social: disminución del 20% al 10% de la deuda en el primer mes tras haber vencido el plazo. El recargo será del 20% cuando las cuotas se abonen dos meses después de vencido el plazo de ingreso a la Seguridad Social.
  • Ayudas por trabajar desde el domicilio: los empresarios podrán deducirse en el Impuesto sobre la Renta un 30% de los gastos de suministros, como el agua, la luz y la telefonía. También se deducirá el 50% de los gastos por carburante del vehículo empleado en la actividad laboral.
  • Deducciones de las comidas de trabajo: los autónomos se podrán deducir en el Impuesto de la Renta 26,67 euros diarios por gasto en comidas de trabajo cuando la actividad se desarrolle en España y, una reducción en el IRPF de 48 euros diarios cuando las comidas se produzcan en el extranjero.
  • Facilidades para ajustar la cotización con la evolución del negocio: los autónomos sólo pagarán la cotización de la Seguridad Social desde el día concreto del mes en el que se den de alta. Además, podrán darse de alta y de baja hasta tres veces en el mismo año así como cambiar hasta cuatro veces en el mismo año su base de cotización, siempre en función de sus intereses e ingresos.

Podrás leer más noticias interesantes en sftconsultores.com y seguirnos en  Twitter.